902 02 16 26
es-ESca-ES

Noticias fiscales y laborales

Artículos Aseido

¿Autónomo económicamente dependiente o “falso autónomo”?

Publicado en: Autónomos el 27/02/2015 por Aseido Consulting
¿Autónomo económicamente dependiente o “falso autónomo”?

En los años que llevamos de crisis,  especialmente en los últimos tiempos, se está produciendo un aumento en el número de trabajadores autónomos. Las razones pueden ser varias: interés por poner en marcha un proyecto propio, dificultad de encontrar trabajo por cuenta ajena, “tarifa plana” de 50 euros (los primeros seis meses) en la cotización a la Seguridad Social, etc.

Otro de los motivos del aumento es que los trabajadores, en ocasiones, se ven forzados a darse de alta como tales como única vía para poder trabajar para las empresas que quieren contar con sus servicios, ya que éstas no quieren o no pueden realizar contratos por cuenta ajena.

En muchos de los casos anteriores ocurre que el trabajador dado de alta como autónomo realiza su actividad económica o profesional de forma habitual, personal y directa para un solo cliente o empresa de la que depende económicamente. Si al menos el 75% de sus ingresos dependen de esa empresa, se puede convertir, de registrarse como tal, en trabajador autónomo económicamente dependiente (TRADE o TAED).

Condiciones del autónomo económicamente dependiente

Para ello tiene que cumplir también una serie de condiciones, como no tener trabajadores a su cargo ni subcontratar parte o toda su actividad con terceros. Además, su actividad debe ser distinta a la que realizan los trabajadores por cuenta ajena de la empresa y debe disponer de infraestructura y materiales propios para llevarla a cabo.

Aunque puede recibir las indicaciones técnicas por parte de su cliente, las decisiones respecto a la organización de la actividad corresponden al trabajador autónomo, que además también asume el riesgo y ventura de la misma. Respecto a la contraprestación económica por la empresa, siempre debe ser pactada entre ésta y el TAED.

Si se dan las condiciones anteriormente mencionadas, el trabajador puede solicitar a la empresa cliente un contrato como trabajador autónomo dependiente, el cual debe formalizarse por escrito y registrarse en la oficina pública correspondiente.

Diferencias con el “falso autónomo”

El TAED tiene una serie de ventajas respecto al trabajador autónomo, como son el derecho a 18 días hábiles de interrupción de su trabajo al año y a indemnización en caso de que el cliente rompa sin justificación el contrato. Si es el trabajador quien lo rompe también debe indemnizar a la empresa cliente.

¿Quién es entonces un “falso autónomo”? Aquel que acude regularmente al lugar de trabajo con horario fijo marcado por la empresa, realiza los mismos trabajos que los trabajadores por cuenta ajena, recibe una remuneración decidida de forma unilateral por el cliente y no puede organizar su propio trabajo ni rechazar encargos recibidos. En definitiva, no es autónomo y debería ser contratado por cuenta ajena. 



Comentarios

Publica un comentario

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la nota legal y la política de privacidad

Nombre (obligatorio)

Email (obligatorio)

Imagen CAPTCHA
Introduce el código que se muestra arriba:

Asesoría Fiscal y Laboral Online


Nota legal y política de privacidad   Política de cookies  
  • The hair extensions is not just the second face of the girl, but also has clip in hair extensions close relationship with the first face. Choosing a hair extensions uk style that suits your face will not only make the human hair extensions overall look better, but also modify the face shape.